comparte





explora

autores

entrevistas

contacta

e-mail

Twitter

Facebook

 

Entrevista a Ángel Unzueta

Por Antoni Guiral

 

Portada de Neck & Cold #1 (Planeta-DeAgostini)

Ángel Unzueta es, a pesar de su corta trayectoria como dibujante de comics, un nombre muy conocido entre los lectores de historieta de este país. Después de publicar algunas ilustraciones en colecciones de Comic Forum, en 1996 dibuja su primer cómic: la serie limitada de 3 números Neck & Cold (Planeta-DeAgostini Comics), escrita por Cels Piñol. Desde ese momento, su presencia artística en nuestro país se ha limitado a las cubiertas de los tomos recopilatorios del Daredevil de Frank Miller (Colección Obras Maestras #15, 19, 24 y 31 de Planeta-DeAgostini Comics). Pero Unzueta, a sus 29 años, se ha convertido en el más reciente de los dibujantes españoles que ha conseguido clavar una pica en el dificil y arisco mercado de comics norteamericano. Sus créditos incluyen comic-books de DC (Tangent Comics: Wonder Woman #1 y Young Justice #1.000.000) y de Marvel Comics (Wolverine #128 y X-Force #85).

Los lectores te conocen como dibujante de comics, pero tú, en realidad, ¿cómo te ganas la vida?
Soy diseñador gráfico, aunque procedo del mundo de la ilustración. He ilustrado bastantes libros para editoriales como Lur ["tierra" en Euskera]. Al principio, alternaba la ilustración con mi carrera de empresariales, pero finalmente la dejé y me metí de lleno en el mundo de la informática. Fue entonces cuando empecé a trabajar de diseñador gráfico, como freelance, para diversas empresas como agencias de publicidad, etc. En realidad, podría decir que soy ilustrador y diseñador gráfico, y ahora socio de una empresa de animación digital tridimensional.

Hablemos de tus primeros trabajos en el mundo del cómic. ¿Cómo surge la opción de hacer Neck & Cold, una miniserie para Laberinto?
Llevaba un tiempo haciendo colaboraciones en Forum para Sergi Gras. Un día
me preguntó si tenía algún tipo de proyecto de historieta para una nueva línea de comic-books de autores españoles. En una tarde le preparé una sinopsis y la envié, con tan buena fortuna que "coló". Si no recuerdo mal fue un tal Toni Guiral quien llamó [risas inevitables] y me dijo que el proyecto estaba aprobado. Inicialmente, el tal Guiral sería el guionista, pero, por diversos motivos, fue finalmente Cels Piñol quien escribió el guión técnico.

Parece que Neck & Cold se vendió lo suficientemente bien como para que Planeta DeAgostini mostrara interés por su continuidad. De hecho, Cels Piñol escribió el guión de un n° 0. Realmente, ¿hay posibilidad de que algún día retomes la serie?
Sí, hay posibilidades. En primer lugar, porque si alguien desea continuar ese proyecto, soy yo. Le tengo afecto a los personajes, aunque en su día fue un trabajo duro del que no estoy muy satisfecho. Me gustaría mejorar esa primera serie, perfeccionarla. Por tanto, independientemente de temas de índole económica, me queda el "regustillo" de retomar ese trabajo.

La siguiente pregunta es obvia: ¿cómo llegaste a publicar en EE UU?
Pensé que para encontrar trabajo en EEUU había que ir allí a buscarlo. La decisión fue difícil, pero mi novia y mi familia me apoyaron y me tomé medio año sabático en Nueva York. Allí establecí una serie de contactos que, a la postre, dieron sus frutos. Independientemente de esos contactos, tengo que decir que conté con cierto "apadrinamiento" de Carlos Pacheco, a quien quiero dar las gracias de todo corazón. Fuimos' una semana a Nueva York, y él me ayudó a consolidar los contactos que había hecho meses antes. De ahí en adelante, todo fue teléfono, fax y Courier.

Curiosamente, en el poco tiempo que llevas trabajando para EE UU te has ido moviendo alternativamente en Marvel y DC. ¿Qué diferencias encuentras entre ambas editoriales?
No creo que pueda tener una visión demasiado amplia como para valorar, pero por mi propia experiencia, y juzgando por impresiones, creo que DC parece una empresa en la que se trabaja de una forma más tranquila y no por ello menos profesional. Tengo la sensación de que Marvel es algo más caótica, algo así como la redacción de un periódico, donde todo el mundo anda loco y de vez en cuando se pierden cosas y la gente se despista. También tengo que decir que el trato personal que he recibido en DC ha sido siempre de más calidad que el que me han dispensado en Marvel.

De dos comic-books que has dibujado para DC, dos guiones de Peter David. ¿Qué ha significado para ti trabajar con un guionista consagrado como David?
Ha sido como un revulsivo, porque si ya era importante publicar en EEUU un primer trabajo, el hecho de que el guión fuera de Peter David significaba una gran responsabilidad para un principiante. Básicamente eso. De ahí en adelante la verdad es que nada especial, porque cuando te metes en la página diaria no importa quién la ha escrito. La has de dibujar, y punto.

 

Portada de X-Force #85
(Marvel Comics), con dibujo interior de Ángel Unzueta.

Acabas de terminar los lápices del nº 85 de X-Force para Marvel. ¿Tienes algún otro guión de Marvel o DC en perspectiva?
Ahora mismo, no. Estoy en contacto con ellos, pero no tengo ningún trabajo para editoriales norteamericanas.

Y tú, personalmente, ¿tienes algún proyecto?
Sí, estoy trabajando en un proyecto que todavía no me atrevo a desvelar porque está en fase de gestación, aunque la parte gráfica esté avanzada.

¿Guarda relación con la historieta? ¿Tiene algo que ver con uno de los temas que siempre te han preocupado e interesado más, el color?
Es una historieta dibujada a lápiz por mí, sin entintar, que he coloreado digitalmente.

En algunas cubiertas de la colección Obras Maestras ya habías utilizado una técnica parecida. Siempre ha estado muy motivado por las posibilidades del color infográfico en los comics.
Creo que el color se me da bien porque soy una persona que lo cuida. Cuando dibujo, dibujo mentalmente en color. Digamos que no puedo separar una cosa de otra. Por tanto, si se me da la oportunidad de terminar un trabajo, lo hago en color. A veces, en Marvel, aunque el dibujo esté bien entíntado, el color está aplicado de la forma más opuesta posible a como yo lo veo. Por mi forma de concebir una historieta veo la "película" en color. Como ilustrador que soy conozco todas las técnicas manuales del color, pero para este tipo de trabajos utilizo el ordenador. Y lo utilizo, por la experiencia previa, de una forma muy atípica.

Entrevista realizada por Antoni Guiral para Slumber #37 (Camaleón Ediciones, noviembre de 1998), cedida para Guía del Cómic. Documento creado en julio de 2009.